9.4 C
Rawson
lunes, 17 junio, 2024

¿Por qué este negocio tecnológico llegará al 41% de los hogares de la Argentina?

Cada vez más personas quieren digitalizar sus hogares, equiparlos con controles de voz y/o tomar medidas de seguridad adicionales con tecnologías basadas en la Internet de las cosas (IOT, sigla en inglés), uno de los negocios de electrónica y tecnología que no fue afectado por la pandemia del coronavirus.

Ya sea desde su construcción o ya en pie, millones de viviendas en todo el mundo se vuelven más «inteligentes» y los datos de la perspectiva del mercado de tecnología provistos por la consultora Statista así lo reflejan.

El mercado de Smart Home constituye la venta de dispositivos en red y servicios relacionados que permiten la automatización del hogar para usuarios finales. Se consideran dispositivos que están conectados directa o indirectamente a través de una denominada puerta de enlace a Internet.

Sus propósitos principales son el control, seguimiento y regulación de funciones en un hogar privado. El control remoto y la monitorización de dispositivos individuales y, en su caso, su comunicación directa entre sí, a través de la Internet de las cosas, es un componente esencial de la domótica.

Por lo tanto, también se consideran los servicios que son necesarios para el mantenimiento o control de la red doméstica. Por ejemplo, las tarifas de suscripción para aplicaciones de control o servicios de monitoreo externos.

Desde Statista estimaron que la penetración de los sistemas de domótica en los hogares fue del 15% en 2022 y se espera que alcance el 41,7% para 2027.

La Internet de las cosas es uno de los pilares del Smart Home.

La Internet de las cosas es uno de los pilares del Smart Home.

Barreras e impulsores de la domótica

Hasta ahora, el mercado del Smart Home se enfrentó a desafíos en términos de compatibilidad entre dispositivos. Diferentes ecosistemas, varios protocolos de comunicación y la falta de un estándar universal limitan las opciones de estos sistemas.

Sin embargo, el nuevo estándar común llamado Matter, desarrollado por la Alianza de Estándares para Conectividad (CSA), que cuenta con el respaldo de 200 empresas, incluidas Amazon, Apple, Google y Samsung, presenta una fase prometedora para las tecnologías de hogar inteligente.

Este mercado de la casa inteligente tiene impulsores concretos y urgentes, con una demanda alta: la seguridad, la comodidad, la conveniencia y la eficiencia energética.

Otros factores que tienen un impacto positivo en el mercado son la mayor penetración de los teléfonos móviles y el creciente número de usuarios de Internet y de equipos conectados a la Red.

La creciente importancia de monitorear los hogares de forma remota impulsa la demanda de hogares «inteligentes» y conectados. Productos como detectores «inteligentes» y fugas de agua permiten a los consumidores responder de manera proactiva.

Mientras tanto, las herramientas de iluminación «inteligente» ayudan en la gestión general del ambiente del hogar desde cualquier lugar. La adopción creciente de la IOT en dispositivos aumenta la eficiencia operativa y el ahorro de energía.

Celular con aplicación de monitoreo de Gralf.

Celular con aplicación de monitoreo de Gralf.

Automatización con sabor local

Un escenario donde se observó este tipo de herramientas fue la última edición de la exposición BIEL Light+Building Buenos Aires, en el predio ferial de La Rural, en el barrio porteño de Palermo. 

Gralf, una empresa del Gran Buenos Aires, participó por primera vez en esta exposición, una de las más grandes e importantes de la industria, con actividades múltiples como conferencias, seminarios y talleres.

Esta marca argentina, creada en 2015, comercializa y distribuye instrumentos de medición, control y equipamiento eléctrico, y su objetivo es satisfacer las necesidades de mediciones eficientes en materia de energía eléctrica. Además, se especializa en brindar productos y servicios de domótica.

Mónica Gabriela Caruso, gerenta comercial de Gralf, quien ofreció en la exposición una charla sobre «Domótica, un desafío innovador para la construcción», explicó a iProfesional los planes de la compañía en este negocio, además de los beneficios principales que brinda la automatización: el confort, la seguridad y el ahorro energético.

La empresa proyecta para el 2023 un plan de sustentabilidad, con alianzas con otras empresas para la oferta de su software Gems y su integración con otras plataformas.

Gralf implementa su línea de domótica y hogar «inteligente» para lograr beneficios desde el mismo proceso de construcción de la casa. Desde esta empresa apuntan a lograr el ahorro energético, la seguridad y el confort en todo el proyecto.

Mónica Caruso.

Mónica Caruso.

Caruso, quien forma parte de la segunda generación de la familia fundadora de la firma, destacó la necesidad de una actualización del canal de distribución de productos y servicios eléctricos, en especial en lo referido a las ventas y el marketing digital.

Por ejemplo, uno de los paradigmas vigentes en el consumidor es que una casa inteligente demanda una inversión cara, cuando en realidad permite una mejor administración y reducción del consumo de energía.

En cuanto a la domótica, Caruso resaltó que observa una mayor madurez en el mercado, con más empresas participantes que encaran a un consumidor más exigente, porque cada vez más usa aplicaciones para monitorear el consumo y controlar el hogar.

Aunque aumentan de a poco los proyectos de viviendas que incluyen desde los planos a la domótica, Caruso afirmó que predomina el usuario final como el decisor de implementarla una vez finalizada la vivienda.

ÚLTIMAS PUBLICACIONES
Relacionadas