8.7 C
Rawson
viernes, 21 junio, 2024

La historia detrás del “¿te animás a ser mi papá?” que emocionó a toda la Argentina

Vivió toda su vida con él, siempre quiso pedírselo y su mamá le pidió paciencia. Él, obediente, esperó a tener 21 años para escribirle una carta desde el fondo del corazón. En dos días cumplirá el sueño de su vida.

03 de julio 2023, 11:32hs

Después de 20 años conviviendo, Rodrigo le pidió a Daniel que sea su padre legalmente. (foto: captura de video).

“‘¿Te animas a ser mi papá?”, con esa pregunta cerró la emotiva carta que Rodrigo le escribió a Daniel, el marido de su mamá y quien lo crió desde que tiene un año. Detrás de esa consulta, casi retórica, se esconde una historia de amor, familia y una espera de casi 20 años.

El video se hizo viral en las redes sociales. En él, el joven de 21 años le pidió a su papá del corazón que lea la carta en voz alta. “Estoy re nervioso porque no sé si está bien, pero quiero saber qué pensás”, dijo en voz baja.

Leé también: “La ciudad te llora”: los desgarradores mensajes de despedida al adolescente que encontraron muerto en Córdoba

Entonces, su papá comenzó a leer: “Es loco empezar todo esto, no sé cómo decírtelo ni cómo se hace esto, pero creo que es algo que siempre quisimos ambos. Por lo menos es un deseo que tengo desde chico, algo que esperaba que sea mucho antes de que nazca Feli”.

La lectura continuó, pero ya con la voz de Daniel entrecortada. “Es algo que empezó un 4/11/21, hace ya dos años. Empecé con algo que sabía que no estaba arrepentido, algo que no sabía como te lo ibas a tomar. Así que necesito saber si querés o podes, necesito tu autógrafo. ¿Te animarías a aceptar ser mi papá?”, preguntó.

Emocionado, Daniel quiso abrazar a su hijo del corazón, pero el sacó un papel más. Un papel que decía: “Tenemos cita el 5/7 a las 16 horas para firmar mi adopción”. El llanto se apoderó de ambos y se fundieron en un enorme abrazo.

A dos de días de que Daniel se convierta en el papá legal de Rodrigo -y en el abuelo de Felipe, el hijo de 10 meses que tiene el joven de 21-, ambos hablaron con Arriba Argentinos (El Trece) y contaron la historia que se esconde detrás de ese video.

Rodrigo contó que tenía planeado pedírselo dos días después del momento en el que lo hizo, pero que su ansiedad fue más fuerte que él y no se aguantó las ganas de mostrarle la carta. Además, reveló que es algo que tiene preparado hace años.

“Desde que soy muy chico que quiero que sea mi papá, pero mi mamá siempre me frenaba porque quería que conozca mi historia y que sea más grande, que lo decida siendo un adulto”, contó el hijo de Daniel.

A su vez, explicó que muchas veces intentó hacerlo debido a la infinidad de situaciones en las que tuvo que mencionar su actual apellido: “Yo siempre quise ponerme el apellido de él porque cuando iba al colegio me decían otro apellido, o cuando iba a lugares a presentar el documento no tenía su apellido. Siempre fue mi deseo”.

Leé también: Asiste a chicos en el Impenetrable y quiere crear el Médicos sin Fronteras local: “Ves lo mismo que en África”

Por su parte, Daniel dijo que se sigue emocionando con lo que ocurrió y contó cómo es la historia familiar que lo une con quien dentro de dos días será su hijo de manera legal: “Cuando nos conocimos con mi señora él tenía un año. La vida nos juntó y eso fue amor, porque ya tiene 21 años y no nos separamos ni dos minutos”.

“La sangre no hace a la familia, esto es un amor mutuo que ni siquiera imaginé cuando el llegó. Ni mis padres ni mi familia me pidieron explicaciones, nunca hubo una diferencia ni una necesidad de aclarar quién era”, explicó.

En ese sentido, se deshizo de elogios para con sus seres queridos: “Somos una familia que pone ante todo el amor por delante y así es como fluye todo esto. No nos separamos nunca, a donde vayan nos van a ver juntos. Se trata de amor solamente”. Luego, trajo a escena a Felipe y contó que será abuelo legalmente en dos días.

También se emocionó al recordar que durante la pandemia su mamá falleció un 21 de abril y dos días después su papá también murió. Pese a todo el dolor, él lo tomó como un gesto de amor enorme: “Fue una gran prueba de amor. Con mi papá comprobé que se puede morir de amor”.

ÚLTIMAS PUBLICACIONES
Relacionadas