3.2 C
Rawson
martes, 25 junio, 2024

El triunfo del PP en España es un duro golpe político para el Alberto Fernández y el kirchnerismo

El Presidente construyó una relación sólida con el derrotado líder del PSOE y actual jefe de Gobierno, Pedro Sánchez.

La derrota del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) es un duro golpe para Alberto Fernández que se ha espejado en estos cuatro años en el propio jefe de Gobierno, Pedro Sanchez, a quien considera uno de sus amigos en la política y un modelo a seguir.

Fue, junto al mexicano Andrés López Obrador, el líder europeo que primero lo recibió incluso estando aún el argentino en campaña por la presidencia en la fórmula que eligió Cristina Kirchner y en la que ella se puso de vicepresidenta.

La perspectiva de un Sanchez desalojado del poder tras las elecciones anticipadas que tendrán lugar ahora el 23 de julio no es la mejor alternativa para Fernandez, a quien algunos propios imaginan con una vida como ex presidente incluso en la capital española.

Habría que evaluar si la debilidad política de Sánchez ahora también afectará la cumbre entre Unión Europea y CELAC que planeaba en la presidencia temporal de la Unión Europea, para este 17 y 18 de julio. Allí viajan Fernández y el canciller Santiago Cafiero.

El triunfo del Partido Popular (PP) en las elecciones municipales y regionales del último domingo es también un golpe para todo el kirchnerismo al menos simbólico porque dentro de la coalición del gobierno español se encuentran sus socios, los de Podemos, que son los aliados de La Cámpora en Argentina.

Alberto F. se abrazó a Sánchez y también a José Luis Rodriguez Zapatero, el ex jefe de gobierno por el PSOE, nexo con el chavismo y quien también hizo fuerte vínculo con Cristina Kirchner, más inclinada a Irene Montero, la ministra de Igualdad de España, con Podemos, y esposa del líder de la izquierda podemista, Pablo Iglesias.

Por el contrario, en Juntos por el Cambio, pero sobre todo en el PRO, las elecciones españolas de este domingo se vivieron como un triunfo. Se vivió como “propio” porque el Partido Popular es aliado directo de la agrupación creada por el ex presidente Mauricio Macri.

“Celebramos el contundente éxito del Partido Popular en España, somo parte de la misma familia política y seguiremos trabajando juntos para que este año vuelva a gobernar España asi como nosotros Argentina” dijo el Secretario de Relaciones internacionales del PRO, Fulvio Pompeo, que fue secretario de Asuntos Estratégicos de la presidencia de Macri.

El ex presidente de Argentina Mauricio Macri (c) y el expresidente de España, Mariano Rajoy, junto al presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo (i) a su llegada al

El ex presidente de Argentina Mauricio Macri (c) y el expresidente de España, Mariano Rajoy, junto al presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo (i) a su llegada al «Foro la Toja-Vínculo Atlántico» , en septiembre del año pasado. Fue en la isla de La Toja, en Pontevedra. EFE/Lavandeira jr

Macri forjó relaciones con los históricos y actuales dirigentes del PP. Con los ex jefes de gobierno José María Aznar y Mariano Rajoy. Con ellos el PRO incluso militó los voto argentinos en España y los votos españoles en la Argentina. Para el caso en su momento era una relación que tambien se llevaba desde la embajada en Madrid que tenia a cargo el gobernador y ex senador, Ramon Puerta.

La relación de Macri se fue consolidando con Alberto Núñez Feijóo, presidente del PP ahora, cuando este era presidente de Galicia y Macri jefe de Gobierno de la Ciudad. En su momento te hizo varias visitas al país en las que conoció a los principales precandidatos presidenciales hoy: Horacio Rodriguez Larreta y Patricia Bullrich.

El domingo, ambos salieron a celebrar el éxito electoral del PP y luego lo hizo también la diputada Maria Eugenia Vidal. Estos dirigentes apoyaron desde la primera hora a Isabel Diaz Ayuso, que fue reelecta en la comunidad de Madrid, y con mayoría absoluta.

Entre sus filosas definiciones siempre, Diaz Ayuso tuvo recientemente palabras duras para con el peronismo, e intercambios fraternales con los dirigentes de JxC.

En plena campana atacando a Sanchez dijo Díaz Ayuso: “Nos va a llevar a la ruina. Es el gobierno que primero crea la pobreza para luego crear dependencia del Estado. Es populismo fiscal. Le quitan el dinero a la gente para luego, como hacen los peronistas, repartirlo en pagas, ayudas, subsidios”.

ÚLTIMAS PUBLICACIONES
Relacionadas